Manifiesto

Manifestamos que:

La conciliación no es solo cosa de madres, ni tan siquiera de mujeres. La conciliación nos atañe a todas las personas. Es nuestro derecho a poder compaginar de forma satisfactoria nuestra vida personal con la laboral.

Si somos capaces de conciliar todas las facetas de nuestra vida, seremos más felices y mejores personas, lo que ayudará poco a poco construir un mundo mejor.

Tenemos una responsabilidad social como individuos de hacer un mundo mejor y la conciliación empieza en cada uno de nosotros.

La conciliación de la vida laboral y personal es una cuestión de prioridades. Se trata de elegir, no de renunciar o sacrificar.

Las empresas juegan un papel importante facilitando la conciliación de la vida laboral y personal de sus empleados. Las empresas que promueven medidas de conciliación cuentan con empleados más felices y por tanto más productivos.

Ser un profesional de éxito no debería ser incompatible con ser madre, padre, hij@, herman@, abuel@, amig@… en definitiva, ser un buen profesional no debería ser incompatible con ser PERSONA.

Las nuevas tecnologías facilitan la conciliación de la vida laboral con la personal y ser un buen profesional no debería ser sinónimo de estar siempre presente.

Los trabajadores somos más productivos si las empresas nos cuidan y demuestran que confían en nosotros.

La crianza de los hijos debe ser corresponsable y para eso hombres y mujeres deben poder dedicarse por igual al cuidado de los hijos.

La crianza responsable de los hijos debería ser reconocida como labor social ya que estamos invirtiendo nuestro tiempo y recursos económicos en los ciudadanos del futuro.

Nuestro compromiso:

Seguiremos compartiendo testimonios que den voz a la ciudadanía, que ilustren nuestro manifiesto y sirvan de inspiración para encontrar soluciones creativas que nos permitan conciliar la vida laboral con la personal.

Tenderemos un puente entre trabajadores y empresas, construido sobre el respeto y la confianza mutuos.

 

Exigimos a los representantes políticos y empresas:

Llevar a cabo medidas que nos permitan ser PERSONAS.


Firma nuestro manifiesto, difúndelo y mándanos tus sugerencias para una mejor conciliación de la vida laboral y personal.