Campaña de El Chupete 2015

0
1251

Creatividad EscobaEn la campaña de El Chupete 2015 podemos leer frases como “¿Hace cuánto dejaste de ver un coche de carreras en una caja de cartón? ¿O una pistola láser en un secador? ¿O un casco en una cacerola?”

Me encanta la reflexión que plantea la campaña de El Chupete, Festival Internacional de comunicación infantil, creada, diseñada y producida por fairweather/ssba y lanzada a nivel nacional e internacional por Luis Pérez-Solero y Mariano Duhalde, con sus partners de Soho Square Buenos Aires, del grupo WPP.

“Creatividad en niños y jóvenes, porque ellos ven lo que nosotros deberíamos” es el cierre de la campaña de El Chupete de este año. ¡Y qué razón tiene!

Nuestro hijo Unax tiene 19 meses. Uno de mis mayores placeres como madre es tener tiempo para poder vivir a su ritmo, para observarle y redescubrir el mundo con sus ojos. Justo esta semana le ha dado por limpiar. Los niños son como esponjas: hacen lo que ven. No hace falta darles lecciones extensas sobre corresponsabilidad e implicación en las tareas del hogar. Si desde pequeño nos ve hacerlo conjuntamente, con naturalidad, él también querrá hacerlo. Nos pide una servilleta y repasa los muebles, se tira al suelo y recoge los restos de comida. Pero lo más curioso de todo es cuando pasa el aspirador. Cualquier objeto sirve: un mando a distancia, un móvil, una caja, un boli… lo coge y lo pasa por todos los rincones de la casa imitando el sonido del aspirador. Y no le quieras dar uno de verdad: el juego perdería la gracia.

En enero fui al evento Gestionando Hijos, organizado por Más Cuota y Educar es todo. Allí tuve la suerte de conocer a Catherine L’Ecuyer, autora del libro “Educar en el asombro”. Fue una inspiradora ponencia que me marcó. Desde que la escuché disfruto más si cabe de observar a mi hijo, de dejarle desenvolverse a su ritmo.

Cuando ves que tu hijo crea un aspirador con una caja, sientes la tentación de comprarle un aspirador. Lo mismo pasa cuando en el parque crea un destornillador con un palo y revisa que todos los tornillos del tobogán estén en su sitio. Hasta que no fui madre, no entendí el anuncio del palo de “Limón y nada”.

Tenemos una fantástica réplica del mundo a nuestro alcance para el disfrute de los más pequeños. Pero ¿qué pasa cuando sucumbimos y acabamos comprando el aspirador o la caja de herramientas? Catherine L’Ecuyer me hizo ver que poco a poco vamos matando su creatividad.

Por eso me encanta la campaña de El Chupete 2015, porque nos hace reflexionar sobre la perdida de nuestra creatividad innata y nos invita a volver a ser un niño.

Creatividad Caja

Compartir
Artículo anteriorFundación más familia
Artículo siguiente#papiconcilia y #mamiconcilia en Què vols SER?
Periodista de formación, y experta en social media y marketing de contenidos por profesión. Le mueve la convicción personal de que otra forma de organizar el mundo laboral es posible, situando en el centro a las personas.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here