Crónica del día del evento de #papiconcilia

0
1021

Ayer era el día del evento de #papiconcilia, paradójicamente uno de los días más difíciles de conciliar de nuestra todavía corta vida como padres.

Casualidades de la vida, por la mañana, Zenith, la empresa en la que trabaja mi padre, organizaba el evento “El arte de fallar” que, como alguien dijo , era un auténtico homenaje a mi padre, Eduardo Madinaveitia, creador de Vigía y Zenthinela (Atalaya), dos paneles de expertos que mes a mes hacen una estimación de la inversión publicitaria y que se han convertido en auténticos referentes económicos. Y allí que nos fuimos.

Fue muy interesante. Trató sobre innovación, emprendimiento y fracaso, vamos, mi día a día actual. Y aprovechando la coyuntura, mi padre lanzó la cuña publicitaria sobre el evento de #papiconcilia ante más de 150 personas, en prime time, como bromeaba alguno.

En el evento tuve ocasión de ver a varias de las autoras de #mamiconcilia: Candi Rodríguez, Luz Álvarez, Teresa Osma, Macarena Estévez, Yolanda Ausín, María Balderrábano y Ana Martín.

Llegamos a casa a las 16:00. El peque dormía. Aprovechamos para comer. Y cuando estábamos terminando, se despertó. Estaba enfadado. Con solo un año de edad es capaz de demostrarte que lo está. Le hacíamos cosas que sabemos que le hacen reír. No podía evitar que se le escapara la carcajada, pero rápidamente nos retiraba la mirada para contener la risa y volver a su “modo enfado on”. Poco después llegaron los abuelos, nos arreglamos y nos fuimos hacia el Centro de Innovación del BBVA donde tendría lugar la presentación de #papiconcilia.

No estaba yo muy motivada. El proceso de inscripción había sido demasiado farragoso y solo había 40 inscritos, de los cuales cuatro (un 10%) ya me habían dicho que no venían. No tenían con quién dejar a los niños. Temía que no viniera nadie y por mucho que se retransmitiera por streaming, una sala vacía motiva.

Empezaron a llegar los ponentes. ¡Qué ilusión desvirtualizar a Enric Bastardas! Llegaba desde Manresa con Carles (@ComoVader). Podéis leer la crónica del viaje en su blog, Las personitas creativas. Es buenísima. Ver la ilusión con la que venían desde tan lejos me llenó de energía e hizo que se me pasara el mal rollo. Solo por ponerse cara, había merecido la pena organizar el evento.

Después llegaron los medios: Ser padres (saldremos en el número de marzo, disponible en quioscos desde febrero) y acens.tv (también se hizo eco de #mamiconcilia: lo servicios que prestan facilitan en gran medida el teletrabajo y por tanto la conciliación). Empezábamos a creernos que había llegado el gran día.

Empieza a pasar la gente. Saludo a otros de los autores de #papiconcilia. Vamos tomando asiento. Entre el público, cuatro niños de menos de dos años.

Empezamos. Los que nos quieren seguir por streaming soportan un ligero retraso. Además no queremos retrasarnos mucho, que en casa nos esperan los peques. Hay que conciliar.

El evento en sí, no os lo cuento. Mejor os dejo el vídeo, lo veis y opináis vosotros mismos.   http://youtu.be/EVG57wi0AWk La transmisión por streaming y multipantalla con twitter en directo que facilitan en el Centro de Innovación del BBVA es una gozada. Sentimos la cercanía de los que no había podido venir al evento pero nos seguían desde casa.

Y pudimos enterarnos de que había dimitido Ana Mato. Muy significativo.   

Una vez más, nuestro evento se celebra en un día histórico. No os perdáis el post de mi padre sobre el tema en su blog de 20 Minutos: “Usúe y las dimisiones” ¿Así como vamos a ser trending topic? Luego vinieron las despedidas (la próxima vez contrato coche escoba…), la vuelta a casa, disfrutar del peque, cenar, acostarle, leer tuits… Y hoy, más tuits… y la idea de presentar #papiconcilia también en otras ciudades. Parece que en Barcelona ya tenemos hasta local. ¡Gracias a todos por hacer que ayer fuera un día tan especial para muchos!

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here