Nuevos tiempos y corrientes de aire

por -
0 197

Esta mañana veía como una bandada de pájaros aprovechaba una corriente térmica para subir más alto dando vueltas en espiral hasta alcanzar una altura considerable y continuar avanzando.

No soy un experto en aves. Tampoco en térmicas.

La conciliación familiar y laboral también ha cogido altura:

  • Los partidos políticos la han introducido en sus programas, aunque sea a su manera, pero ya lo tienen en cuenta.
  • La televisión y la radio introducen la temática en programas prime time y noticias, aunque sea de forma parcial.
  • Las redes sociales se llenan de compartidos sobre noticias de conciliación (en mayo de 2014, cuando lanzamos nuestro primer ebook que dio origen al movimiento #mamiconcilia, en hashtag #conciliación apenas tenía actividad y no hacía referencia a conciliación de la vida laboral, personal y familiar).

Cada vez más gente sabe a lo que tiene derecho y empezamos a pensar (aunque sea de forma parcial) en la conciliación, en nuestro tiempo, en nuestras prioridades.

Pero… ¿estamos seguros de que antes no la teníamos?

La fundación Masfamilia celebró el año pasado su décimo aniversario. Más o menos por las mismas fechas nacieron ARHOE y la PPiiNA. La crisis frenó mucho de lo avanzado, en 2008 hizo que la conciliación desapareciera en favor de la no destrucción de puestos de trabajo. Hablar de conciliación estaba mal visto y a estas instituciones se las oyó menos. Alguna, como Conciliación Real Ya, incluso cesó su actividad.

Todavía estamos saliendo y sufriendo las secuelas de tener un salario al precio que sea por un lado, mientras que otra parte de la población está más centrada en conseguir todo aquello que cree que necesita y para ello invierte su tiempo (y posiblemente el de los suyos) en conseguir cada día más.

Conciliación para todos

El que la conciliación haya tomado altura hace que muchas veces sesguemos los mensajes y que no queden claros ya que cada uno hace de vocal de la conciliación según la conozca. Esto no es malo, pero sí es una visión que puede confundir a la gran mayoría.

La conciliación es un derecho de todos, no sólo de las madres y padres, como afirmamos en nuestro manifiesto. Tampoco es exclusivo de los cuidadores. Estos colectivos, que forman parte transversal dentro de la sociedad, suman a su rol habitual los cuidados. Necesitan saber de sus derechos pero habitualmente y con las presiones y tareas del día a día necesitan claridad y ayuda.

Defendiendo la conciliación principalmente defendemos el tiempo para que seamos mejores personas responsables de los nuestros y de nuestro entorno.

Ya hemos probado cómo es correr de un lado para otro al son que otros nos dicen y que cada vez quieren más de nuestro tiempo o nos seducen con objetos que no necesitamos nublando nuestro criterio como personas.

Tiempo

Seguramente si tienes un poco más de tiempo al día seas capaz de ver cómo puedes repartirlo, ya que no tendrás que estar apagando fuegos y llegar corriendo a todo.

Podrás hacer algunas de las “obligaciones” y proyectos que tienes en tu lista, además de pagar facturas. Podrás darte cuenta realmente de lo que necesitas, de lo que necesitan los que tienes alrededor. Y lo mejor: Podrás ofrecérselo, posiblemente sin renunciar a tu propia parte.

El tiempo es lo único que no podemos guardar, pero queda a la elección de cada uno de nosotros comprar tiempo para nosotros o comprar más cosas.

Sobre los pájaros del principio: Todos se “suben” a la térmica ya que necesitan altura para continuar volando y gastar así la menor energía posible. Pero lo importante es saber crear esas térmicas.

experto en SEO, UX, CRO y analítica web. #papiconcilia y en parte responsable de esta web.

ARTICULOS RELACIONADOS

SIN COMENTARIOS

Dejar un comentario